BT Medical - шаблон joomla Скрипты
Actualidad Clínica

Director Médico de Clínica Alemana Osorno, Dr. Marko Gjuranovic Sardy, comenta las características de esta tendencia mundial y cómo su institución la ha incorporado.

 

Osorno, 03 de enero, 2019.- Concientizar a la población sobre las enfermedades más frecuentes, y promover el autocuidado mediante la adopción de estilos de vida saludables en donde se abandonan hábitos nocivos, son los ejes centrales de la “Promoción y Prevención en Salud”.

De acuerdo al director Médico de Clínica Alemana Osorno, Dr. Marko Gjuranovic Sardy, una tendencia mundial en salud que da inicio a una nueva etapa, además de ser la medicina que busca frenar una de las principales pandemias globales no infecciosas del siglo XXI, la obesidad junto a sus enfermedades asociadas como la Diabetes Mellitus Tipo 2, la Dislipidemia (colesterol alto), y la Hipertensión Arterial, factores de riesgo de las enfermedades cardiovasculares.

A continuación, el doctor Gjuranovic, comenta las características de esta tendencia mundial y cómo ha sido su incorporación en la Clínica.

 

-       ¿Cómo ha evolucionado la salud en las últimas décadas?

La medicina en Chile y en los países subdesarrollados o en vías de desarrollo, históricamente, ha trabajado por resolver los problemas de salud más frecuentes de la población. En sus inicios, las enfermedades que produjeron la mayor mortalidad en la sociedad fueron las enfermedades infecciosas. Para tratarlas, se desarrollaron, por ejemplo, las vacunas y los antibióticos, además se trató el agua para convertirla en agua potable. Muchos años más tarde se abordó la desnutrición, que nuestro país vivió entre los años 60 y 70, en esa época se desarrollaron programas para mejorar nuestros índices en esta área.

Cuando logramos tener el nivel de nutrición de los países desarrollados, comenzó otro problema, el exceso de alimentación. Esto nos llevó a tener una población con sobrepeso, que es el problema que nos afecta hoy.

Como consecuencia de esto, aumentaron dos tipos de enfermedades que nos producen la mayor mortalidad de la población. La primera son las enfermedades asociadas a los eventos cardiovasculares, como el infarto agudo al miocardio, el ataque cerebrovascular, etc; y la segunda, las patologías metabólicas asociados a la obesidad, como la Diabetes. En términos generales pasamos de la etapa de las carencias a la etapa de los excesos.  Nuestra medicina ha estado enfocada en tratar las enfermedades propias de estos excesos. Somos, uno de los países con la tasa más alta de sobrepeso y obesidad en Sudamérica, y eso, nos lleva a que tengamos una alta prevalencia de enfermedades metabólicas y cardiovasculares, asociadas en gran parte a la Obesidad.

Por otro lado, las sociedades desarrolladas, también han generado un aumento de las patologías neoplásicas, asociadas a la radiación, la contaminación y otros factores que aun desconocemos.

Chile, ya lleva al menos 20 años en estas últimas etapas.

Hoy, las políticas están enfocadas en dos áreas.

La primera, pesquisar precozmente las patologías neoplásicas, que es fundamental, ya que estamos en una sociedad industrializada que nos expone a factores de alto riesgo. Aquí, se promueve la realización de los chequeos preventivos, efectuando chequeos médicos periódicos, exámenes de laboratorio, marcadores tumorales e imagenología, endoscopías, entre otros.

La segunda, tratar a los pacientes con enfermedades metabólicas para mantener controlada su enfermedad. 

Aquí, hemos detectado que existen tres tipos de pacientes.

El primero, que no le importa mantener controlada su enfermedad y acude al médico sólo cuando presenta una crisis aguda producto de su patología. El segundo, es el paciente que si se trata para mantener controlada su enfermedad crónica. Ambos tipos de pacientes coinciden en un aspecto, ninguno de los dos realizó acción preventiva alguna para evitar desarrollar sus enfermedades.

Por último, está el paciente que pretende cambiar estos factores de riesgo. Éste, no sólo realiza controles periódicos, sino también, cambió su estilo de vida y pretende tener una vida saludable, mejorando sus hábitos nutricionales y su actividad física. Lograr fomentar esto es nuestro objetivo.

 

-       ¿Cómo llega la promoción y la prevención en salud y qué consiste?

A nuestro país, esta tendencia mundial llega para hacer frente a las enfermedades que hemos desarrollado en esta sociedad de los excesos.

A nivel gubernamental, se define como una estrategia sanitaria de carácter intersectorial, que, a través de intervenciones sociales y ambientales, busca la modificación de los determinantes de la salud, entre ellos y principalmente, el mejoramiento de las condiciones materiales de la vida (pobreza, acceso) y el fomento de los hábitos de vida saludable (alimentación, actividad física, erradicación de hábitos nocivos).

Se dio inicio a una nueva etapa en la medicina, que contempla promover el conocimiento en todo lo que tienen un impacto negativo para la salud, incentivando la adopción de hábitos o conductas de vida saludables, en el contexto de que cada individuo es responsable de su propio bienestar, o sea, el autocuidado.

 

-       ¿Qué medidas se fomentan en el marco de esta tendencia?

Hoy, estamos en la etapa en la que se fomenta el autocuidado. Este es un trabajo que no es ni será fácil ya que tenemos muy malos hábitos.

La primera medida, consiste en enseñar a la población hábitos alimenticios básicos como cuál es la cantidad de nutrientes que requerimos, cuáles son los tamaños que deben tener nuestras comidas, cómo se adquiere una dieta saludable, cuáles son los alimentos que nos generan un mal estado nutricional (altos en azúcar, grasa, carbohidratos), que a la larga nos generan las enfermedades que no queremos tener. Es fundamental enseñarle a la población: “comer bien y sano.”

La segunda medida, es evitar hábitos nocivos como el consumo de Tabaco, Alcohol, y drogas (estupefacientes como la marihuana y otros). Actualmente existe el consenso de que el abandono de hábitos nocivos reduciría de manera importante un gran porcentaje de las patologías presentes hoy en día.

La tercera medida, que va en paralelo, es fomentar la actividad física y deportiva, ya sea competitiva o no competitiva. El ejercicio rutinario, tres o más veces por semana nos permite mantener sano nuestro organismo. A esto podemos incorporar acciones cotidianas como, subir por las escaleras en vez de utilizar el ascensor, preferir caminar y no depender tanto del automóvil, etc. Si logramos incorporar actividad física regular, nos encontraremos en un nivel de prevención de salud superior.

La incorporación de estas medidas en su conjunto permitirá que nuestra sociedad sea efectivamente una sociedad saludable.

 

-       ¿Qué acciones desarrolla la Clínica en este ámbito?

Desde hace tres años, iniciamos una línea de extensión cuyo principal objetivo es precisamente promover la salud en toda su dimensión, a través de tres acciones.

La primera, promoviendo el conocimiento de aspectos claves de las enfermedades de mayor prevalencia. Sus causas, factores de riesgo, síntomas y tratamientos, con el propósito de generar conciencia y que las personas sepan identificarlas y consulten oportunamente al médico.

La segunda acción, es promover la pesquisa precoz de las enfermedades mediante chequeos preventivos específicos para cada patología. Por ejemplo, en agosto, Mes Nacional del Corazón, ponemos a disposición de la comunidad un chequeo preventivo cardiovascular. Se realizan exámenes de laboratorio asociados a eventos cardiológicos.

La tercera acción, es difundir medidas preventivas como la alimentación saludable, el deporte y la actividad física, evitando el sedentarismo. Además del abandono de hábitos nocivos como el tabaquismo, el consumo excesivo de alcohol.

En este contexto, apoyamos las actividades de instituciones que promuevan esto y realizamos una amplia gama de actividades propias como talleres y charlas mensuales abiertos a la comunidad; el Campeonato de Baby Fútbol “Copa Salud y Vida Sana” para los trabajadores de empresas e instituciones de la zona y que ya lleva su cuarta versión; las Tardes Recreativas del Mes del Corazón, en donde realizamos cada semana de agosto, una clase fitness para toda la comunidad.

A este importante trabajo, incorporaremos este año dos nuevas iniciativas, un ciclo de charlas educativas sobre colaciones saludables, dirigidas a los estudiantes de tercero y cuarto básico de los establecimientos educacionales de Osorno, con el propósito, de incentivar su consumo desde edades tempranas, contribuyendo a crear una cultura alimenticia cada día más sana. También, un ciclo de talleres de ejercicios para mujeres (post parto) y otro específico para adultos mayores.

Somos una Corporación, que nació y ha mantenido en el tiempo un profundo compromiso con salud de nuestra comunidad, y nos llena de satisfacción y orgullo, no sólo brindar atención de salud de calidad, sino también, contribuir a tener una población cada día más sana y con mejor calidad de vida.

 

-       ¿Cuál es su recomendación para las familias?

Mi recomendación, es que debemos tener absolutamente claro, que el bienestar de nuestra familia parte por los hábitos y actividades que nosotros implementamos en la crianza de nuestros hijos y que fomentamos a lo largo del tiempo a nivel de nuestro núcleo familiar.

Si uno logra como familia, involucrar estas medidas en la educación de nuestros hijos, vamos a tener una familia y sociedad mucho más saludable.

 

 

Main Menu